Trinidad, la ciudad del azúcar.

by Maruxaina Y su Mochila | 30 octubre, 2017 9:43 am

Trinidad es considerada por muchos, la ciudad más bonita de Cuba. Situada a unos 350 kilómetros de la Habana, su arquitectura colonial y su pasado como centro azúcarero de la isla, la han convertido en parada obligatoria durante el viaje por el país[1].
Su calle principal nos recibe llena de gente y pisamos, sin ser conscientes de su historia, los mismos adoquines que los barcos españoles trajeron siglos atrás. Trinidad se ha detenido en el tiempo, limpia y bien cuidada, los equipos de restauración y el trabajo de los vecinos han hecho que los edificios de colores sigan siendo el objetivo de todas las cámaras. Patrimonio de la Humanidad desde 1988 por su conjunto arquitectónico es una de las ciudades coloniales mejor conservadas de América.


Fue la 3ª villa fundada por la Corona Española (1514), el segoviano Diego Velázquez, llegaba un año antes y ante su buena situación geográfica y sus minas de oro decidió quedarse. Se convirtió rápido en una de las más prósperas ciudades de las colonias y años después la caña de azúcar consolidó a Trinidad como principal productor azúcarero.

El Valle de San Luis pasó a conocerse como Valle de los Ingenios, siendo éstos las fábricas productoras de azúcar. Es el único lugar en Cuba donde pueden verse las ruinas de haciendas como Manaca-Iznaga, Guáimaro o Buena Vista, por ello fue también declarado Patrimonio de la Humanidad junto a Trinidad.

De camino a la ciudad vemos una de las torres desde la que vigilaban a los esclavos traídos desde África para trabajar los campos. Soprende que todavía permanezca en pie, casi intacta. Ni los huracanes ni el paso del tiempo han podido con ella, dice el conductor del taxi compartido, quizá sea por la leyenda de la mujer que murió en ella.


Y es que sí, Trinidad es un poco Galicia en ese aspecto. Llena de misterios, fábulas y mitos que los vecinos no se cansan de contar para evitar su olvido. Una tradición oral en la que no faltan jinetes sin cabeza, culebras o el triste fantasma de Juana, a quién su celoso marido encerró en la torre de su hacienda. Si a estos ingredientes le añadimos un buen café,  las horas en cualquier calle adoquinada pasarán sin que te enteres.
Los trinitarios son hospitalarios, acostumbrados a recibir desde siempre a gentes de todo lugar y condición. Su mezcla cultural es una lección de historia: indígenas, colonos españoles, senegaleses y guineanos, haitianos… y todo ello se traduce paseando por Trinidad de forma totalmente armoniosa. Su pasado está presente en los colores de sus cuadros, en finas piezas de cerámica, techos de maestros ebanisteros, collares de semillas y en sus bailes de movimientos imposibles.
Es un lugar para caminar sin prisa. Recorrer su casco histórico, visitar la Plaza Mayor, sus iglesias, el mercado de artesanías y las galerías de arte. Terminar el día en la Casa de la Música, probando cualquiera de sus combinados y escuchando el directo de las actuaciones de esa noche.


Sin olvidarnos de sus museos, Trinidad es conocida de hecho como la ciudad-museo del Caribe, tanto por lo que puede verse en exterior como por la cantidad de opciones culturales que ofrece. La mayoría están además en algunos de los más bellos edificios de la ciudad, el Romántico en el Palacio de los Condes de Casa Brunet o el de Historia en el Palacio Cantero. El Arqueológico, la Casa de la Trova o el de Arquitectura Colonial completan el circuito museístico.

Nosotros visitamos el Museo Nacional de la Lucha Contra Bandidos, interesante si te gusta la historia, situado en el antiguo Convento de San Francisco de Asis desde cuyo campanario puede verse toda la ciudad.


Dejamos atrás la ciudad tranquila, de la que Hernán Cortés fue alcalde antes de partir a México y en la que Bartolomé de las Casas celebró la primera misa una vez en el Nuevo Mundo. Trinidad, una visita imprescindible por todo lo que su entorno ofrece y las historias que guardan sus calles.

 

Endnotes:
  1. viaje por el país: http://maruxainaysumochila.com/cuba-informacion-practica-y-preparativos-de-viaje/

¿Te gusta viajar?

Suscríbete a nuestra web y recibe los mejores consejos de viajes.

Fantástico, gracias por suscribirte.

Source URL: http://tublogdeviajes.org/trinidad-la-ciudad-del-azucar/